Autoescuela Zalaeta - Centro de formación vial
Dónde estamos
Hospital 37, BajoC
Número de teléfono
981 227 824
Dirección de Email
autoescuelazalaeta@yahoo.es
Esta web emplea cookies. Si continúas navegando estarás aceptando su uso. Más información · Aceptar

Nuevos cambios a tener en cuenta

Noticias

Nuevos cambios a tener en cuenta

Nuevos cambios a tener en cuenta

Publicado por Autoescuela Zalaeta
1 febrero 2019

Etiqueta ecológica de la DGT:

Un total de 16 millones de vehículos exhibirán los distintivos clasificados en cuatro categorías de menos a más contaminante: Cero, Eco, C y B.

Cuando se empezó a desarrollar el Plan nacional de calidad del aire y protección de la atmósfera (2013-2016), una de las premisas fue la clasificación de los distintos vehículos dependiendo de su nivel de contaminación. Hoy la DGT ha informado que en los próximos días se publicará en el BOE la clasificación definitiva en cuatro categorías: Cero, Eco, C y B.

Según datos de la DGT, los vehículos clasificados son el 50 % del parque actual español, lo que en cifras serían unos 16 millones de coches. Durante el mes de mayo se empezarán a enviar las 100.000 pegatinas correspondientes a la categoría más ecológica, la Cero, y después se mandarán el resto de forma progresiva.

El objetivo de la medida, según palabras del organismo, es “discriminar positivamente a los vehículos más respetuosos con el medio ambiente, convirtiéndose en un instrumento eficaz para las políticas municipales”. Esto conllevará a que en el futuro que se puedan aplicar beneficios fiscales o relativos con la movilidad dependiendo de la categoría del coche.

Categorías de vehículos menos contaminantes


La primera clasificación de la DGT tiene cuatro categorías, el objetivo es terminar clasificando a todos los coches del parque nacional, y se dividen de la siguiente manera:

  • Cero emisiones: dentro de esta categoría están los ciclomotores, cuadriciclos, motocicletas, turismos, furgonetas ligeras, vehículos de más de 8 plazas y vehículos de transporte de mercancías que sean eléctricos con batería (BEV), eléctricos con autonomía extendida (REEV), híbridos enchufables (PHEV) con una autonomía mínima en modo eléctrico de 40 kilómetros o vehículos con pila de combustible.
  • Eco: la siguiente categoría la conforman los turismos, furgonetas ligeras, vehículos de más de 8 plazas y vehículos de transporte de mercancías que sean híbridos enchufables con una autonomía eléctrica menor a 40 kilómetros, híbridos no enchufables (HEV), propulsados por gas natural (GNC y GNL) o por gas licuado del petróleo (GLP).
  • C: desde esta categoría parten los vehículos de combustión. Serán turismos y furgonetas ligeras de gasolina matriculados a partir de enero de 2006 que cumplan alguna de las normativas Euro 4, 5 o 6 o los diésel a partir de 2014 que cumplan Euro 6. En el caso de vehículos de más de 8 plazas y de transporte de mercancías, deberán haber sido matriculados a partir de 2014 tanto para diésel como los de gasolina.
  • B: la última categoría, por ahora, englobará a turismos y furgonetas ligeras de gasolina matriculados después del año 2000 que cumplan Euro 3 o diésel matriculados posteriormente a 2006 que cumplan Euro 4 o 5. En el caso de los vehículos de más de 8 plazas y de transporte de mercancías deberán estar matriculados a partir de 2005 tanto gasolina como diésel.
     

Los criterios adoptados para la clasificación de los vehículos han estado coordinados por la DGT y han colaborado otros organismos como los Ayuntamientos de Madrid y Barcelona, el Real Automóvil Club de Cataluña (RACC), la Asociación Nacional de Fabricantes de Automóviles y Camiones (ANFAC) y los Ministerios de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente y el de Industria, Energía y Turismo.

Etiqueta para vehículos de uso compartido


Se crea una nueva clasificación de vehículos de uso compartido en el Registro de Vehículos para los turismo de alquiler por minutos y otras soluciones que se están haciendo populares en las ciudades. Contarán con una nueva etiqueta “V-26” con un dibujo de un coche cinco personas alrededor, que se colocará en la esquina superior izquierda del parabrisas.

Nueva clasificación para los Pickup


La proliferación de los vehículos pickup ha obligado a que éstos reciban su propia clasificación, distinta de la de los camiones donde se englobaban hasta ahora. Se clasificarán como pickup los vehículos de Masa Máxima Admitida inferior a 3.500 kg, altura menor a 2 metros, con zona de carga normalmente al aire y separada de la cabina. A los vehículos pickup, aunque tengan su propia clasificación, se les aplicarán las mismas normas de circulación que a los turismos, como los límites de velocidad, aparcamiento, impuestos municipales...

El sector de los pickup sigue subiendo como la espuma y en lo que llevamos de 2018, las matriculaciones de este tipo de vehículos han subido un 43,4 por ciento más que en el mismo periodo de 2017, llegando casi a los 2.500 unidades en los tres primeros meses. Claro está, que se viene de una cifras bajísimas provocadas por una normativa restrictiva que los cataloga como vehículos comerciales, algo que para el cliente particular es poco práctico. La principal desventaja es que necesitan pasar la ITV a partir de los dos años, siendo cada seis meses a partir de los diez años.

El cambio de la normativa de la velocidad máxima en autovía y autopista ha significado una reactivación del segmento que tiene mucho potencial en nuestro país. Antes del 7 de julio de 2017, los pickup no podían superar los 90 km/h, pero desde entonces tienen la misma consideración que los turismos para los límites de velocidad y pueden llegar a 100, 110 o 120 km/h en las carreteras que lo permitan.

Luces azules para todos los servicios de emergencia


A partir de ahora se establece que todos los vehículos prioritarios tendrán que tener luces de emergencia azules. Hasta ahora sólo los vehículos de las fuerzas de seguridad (policías, Guardia civil y otros cuerpos de seguridad), eran azules y las ambulancias, vehículos de bomberos y ejército las llevaban amarillas y en algunos casos amarillas y rojas. A partir de ahora todos los servicios de policía, extinción de incendios, protección civil, salvamento, o de asistencia sanitaria urgente las llevarán azules para adaptarse a la corriente imperante en Europa y a los países vecinos como Portugal y Francia. Para hacer un cambio gradual se establece un periodo de adaptación de 2 años, hasta el 1 de agosto de 2020.

Señalización luminosa en caso de accidente


Para reducir los accidentes por alcance con vehículos que han quedado parado en la vía por avería o accidente anterior, así como los atropellos de sus ocupantes, se permite la utilización de un dispositivo luminoso portátil con una luz amarilla auto intermitente, que el conductor pueda poner en el exterior del vehículo para avisar de la existencia del mismo a otros usuarios de la vía. Esta luz es adicional y de uso opcional, y no sustitutiva del triángulo reflectante de señalización obligatorio. La idea de la DGT es promover el uso de este dispositivo luminoso.

Matrícula azul para los taxis y VTC


Para evitar el “intrusismo y la piratería en el transporte público de viajeros de hasta nueve plazas” (taxis, VTC y alquiler con conductor), se estable que estos vehículos lleven una placa de matrícula diferenciadora. Como ya ocurre entros países como Holanda, Bélgica y Grecia, llevarán una matrícula trasera de fondo azul con números blancos. La matrícula delantera será del color habitual blanco con número negros. Esta medida permitirá a los clientes identificar estos vehículos y evitar las empresas que trabajan sin autorización. Se establece un año, hasta el 1 de agosto de 2019, para la adaptación del todos los vehículos matriculados con anterioridad.

España aprueba la reducción de la velocidad en convencionales

El Consejo de Ministros ha aprobado hoy la modificación del artículo 48 del Reglamento General de Circulación referido a los límites de velocidad en las carreteras convencionales con el fin principal de reducir la siniestralidad vial y cumplir el objetivo establecido en la estrategia de Seguridad Vial 2011-2020 de bajar de 37 la tasa de fallecidos en accidente de tráfico por millón de habitantes. En 2017 la tasa fue de 39.

Con este objetivo se ha procedido a reducir la velocidad en las carreteras convencionales y a homogeneizar la velocidad máxima en estas vías, estableciéndola en 90km/h, por ser las carreteras con altas tasas de siniestralidad. 7 de cada 10 accidentes con víctimas tienen lugar en estas vías, en las que cada año fallece un millar de personas. Además. La velocidad inadecuada es la causa concurrente en el 20% de los accidentes de tráfico.

Esta modificación supone la desaparición de los diferentes límites de velocidad genéricos establecidos (90 y 100 km/h para turismos y motocicletas, en función de si la vía disponía o no de metro y medio de arcén practicable) reduciéndolo a una limitación general de 90 km/h. La modificación de este límite de velocidad afectará a unos 10.000 km de vías. Los límites de velocidad que ahora se modifican se fijaron a principio de los años 80 del siglo pasado, cuando la red viaria española no tenía casi kilómetros de vías de alta capacidad, situación completamente distinta a la actual.

La mayoría de los Estados de la Unión Europea han ido adoptando medidas de reducción de las limitaciones de velocidad en aquellas vías en las que no hay separación física de sentidos, siendo la tendencia mayoritaria la limitación de 90 km/h, aunque algunos países han apostado ya por establecer limitaciones de 80 km/h. en estas vías.

La modificación del artículo también supone reducir la diferencia de velocidad entre vehículos de transporte de viajeros y mercancías respecto de los turismos. Los países de la Unión Europea con menores tasas de fallecidos por millón de habitantes en accidente de tráfico tienen un diferencial de límite de velocidad entre vehículos ligeros y pesados, en carreteras convencionales, que oscila entre el 0 y 10 km/h.

Según diferentes estudios, los vehículos que circulan a velocidades dispares de la media de la vía, como pueden ser los camiones en relación a turismos y motocicletas, son más susceptibles de provocar un accidente, con una probabilidad 6 veces mayor que si estos vehículos circularan a la media del resto de vehículos. Además, velocidades de circulación más homogéneas favorecen la fluidez del tráfico.

Con este cambio normativo se uniformiza la velocidad de los camiones en carreteras a 80km/h, límite que es común en la gran mayoría de los países de la Unión Europea.

En el caso de los autobuses, la limitación genérica de velocidad es de 90Km/h debido a la baja siniestralidad continuada de este tipo de vehículos, que en el caso de España tiene un ratio de fallecidos/tipo de vehículo (autobús) un 40% menor con respecto al ratio total de la UE. Pese a esta velocidad, el artículo 48 establece una nueva excepción a aquellos autobuses que no tienen cinturón de seguridad, ya que éstos no podrán circular a más de 80 km/h.

 

 





Compartir en: