Autoescuela Zalaeta - Centro de formación vial
Dónde estamos
Hospital 37, BajoC
Número de teléfono
981 227 824
Dirección de Email
autoescuelazalaeta@yahoo.es
Esta web emplea cookies. Si continúas navegando estarás aceptando su uso. Más información · Aceptar

El 25% de los conductores utiliza el móvil al volante

Noticias

El 25% de los conductores utiliza el móvil al volante

El 25% de los conductores utiliza el móvil al volante

Publicado por Autoescuela Zalaeta
27 julio 2017

El Centro de Estudios Ponle Freno-Axa ha presentado en la sede la de Dirección General de Tráfico (DGT), su segundo Informe sobre "Hábitos de Conducción en España". Este informe es la continuación del primero, realizado en 2014, y pretende analizar la evolución del comportamiento al volante, así como saber el grado de percepción de los conductores sobre seguridad vial, conducta y apreciación de peligro.

Sin cinturón, sin casco

Pese al peligro que supone y a las continuas campañas realizadas, el 31% de la población conductora reconoce haber conducido sin cinturón de seguridad alguna vez, de los que algo menos de la mitad dice hacerlo con cierta regularidad. En lo relativo a los motoristas, el 40% admite haber conducido alguna vez sin llevar el casco, y el 22% afirma hacerlo con frecuencia.

25% usa el móvil

Otro dato alarmante son las distracciones al volante, como hablar por teléfono sin utilizar un dispositivo manos libres o leer mensajes de texto, prácticas que realizan un 25% de los encuestados. Incluso, el 18% confiesa que responde a dichos mensajes mientras conduce. Otra de las distracciones típicas es la del uso del GPS mientras se conduce, llevada a cabo por el 35% de los conductores. Prácticas que suponen apartar la vista de la carretera durante varios segundos, lo cual puede implicar un grave peligro. 

Prácticas peligrosas

Entre los comportamientos más peligrosos al volante según los conductores, se encuentra: el consumo de drogas, considerado muy peligroso por el 79% de la población; el consumo de alcohol con un 69%, y usar teléfonos sin manos libres con un 66%. Al margen de estas tres peligrosas prácticas, cabe destacar también no ponerse casco, no usar el cinturón, o no respetar las señalización.  

Todas ellas suponen grandes riesgos para tanto para el conductor como para el resto de las personas. Por otro lado, los conductores no ven tan peligrosas conductas como no descansar tras conducir dos horas (sólo el 19% lo considera peligroso), saltarse los semáforos en ámbar( con un 26%); y conducir a 65Km/h dentro de la ciudad, (un 33%).  En el Informe se destaca que estas prácticas consideradas como poco peligrosas, son las que con mayor asiduidad se realizan al volante, pudiendo llegar a generar situaciones de peligro.

Peligro: Ciclistas

Pese a que el 56% de los conductores españoles ha declarado que no respetar la distancia de seguridad al adelantar un ciclista es muy peligroso, más de la mitad de ellos lo hacen y, además, un 44% reconoce que alguna vez ha invadido el carril bici. Unos comportamientos especialmente peligrosos considerando que, solo en la primera mitad de 2017, una veintena de ciclistas han perdido la vida en las carreteras españolas.

También los peatones

Los conductores no son los únicos que realizan prácticas peligrosas para la seguridad vial, pues el 57% de los peatones reconoce que cruza por lugares no señalizados, el 44% no respeta los semáforos en rojo y el 37% cruza la calle mirando el teléfono móvil.

Desde Ponle Freno-Axa se insiste en concienciar y educar a los conductores, así como a los que aún no lo son pero lo serán en el futuro, pues estos son los métodos principales para lograr unos hábitos viales sanos y una conducción más segura para todos. 

El universo del estudio lo forman 3.000 conductores habituales a los que mediante entrevista online se les ha preguntado sobre diversas cuestiones relativas a la seguridad vial y en las que el 86% de conductores admite que los factores personales son el principal motivo de los accidentes de tráfico. Estos factores y hábitos se analizan en el informe para ver el nivel de uso de malas prácticas llevadas a cabo por los conductores.





Compartir en: